2 de mayo de 2009

Capítulo doce. FIN DE LA SEGUNDA PARTE

Bueno, pues con este capítulo (cortito, que le vamos a hacer), termina la parte contada por Chris, porque la tercera (y última) la cuenta otra vez Ari.
:)
A ver si todo resulta como yo quiero... porque ultimamente mis personajes se adueñan de mí cuando escribo y me dan voces porque no quieren que las cosas salgan como yo quiero que salgan... parece que mandan ellos más que yo.







Entonces el hombre desapareció y yo corrí por las estrechas calles del Paraisín hasta llegar de nuevo al instituto.
Ari salió justo en ese momento y cuando logré coger su mano y llevarla lo más lejos posible, él apareció. Sus ojos rojos brillaban abrasando mi piel y sus alas de negra oscuridad envolvían el cuerpo de una joven de hermosura indescriptible y perfección sin par.
Era Kevin, y la chica a la que envolvía era mi hermana Gabrielle.
_Kevin_ susurró Ari mirando al demonio que supuestamente sólo yo podía ver.
El demonio se deslizó suavemente hacia nosotros y sentí como la mano de Ari se aferraba a la mía con fuerza.
_Parece que tu poder se está desarrollando más rápido de lo que debería_ dijo el demonio con voz terroríficamente ausente_. Pero claro, es lo que pasa cuando te enamoras de un ser sobrenatural.
_ ¿Sobrenatural?_ preguntó ella sin soltarme.
_Oh, vamos Ari, eres una chica lista_ sonrió con malicia mientras adoptaba su forma humana_. Ya has visto lo que soy yo.
_No…
_Lo sabes. Sé que lo sabes. ¡Dilo!_ gritó asutándola.
_Demonio.

Hubo un tenso silencio en el que sin soltar a mi hermana, Kevin se acercó a nosotros y rozó el rostro de Ari con la punta de sus dedos. Quise darle la mayor paliza de su vida, quise avalanzarme sobre él y matarle, quise librar al mundo y al Infinito de su presencia... pero la mano de Ari me retenía y no me dejaba acercarme al repugnante ser que había frente a ella.
_Ahora que ya sabes qué soy yo… ¿Te arriesgas a decir qué es tu novio?

¿Su novio? ¿Había dicho su novio? ¿Por qué había dicho su novio?
_Chris es un ángel_ respondió con suavidad y un brillo para mí desconocido en su inmensos ojos violetas.
_ ¡Vaya! ¡No pareces asombrada!
_No lo estoy.

Kevin se alejó de nuevo de nosotros y recuperó su forma demoníaca.
_Si quieres volver a ver a tu hermana ya sabes lo que tienes que hacer_ sonrió de forma fantasmagórica_. Nos vemos en cuarenta y ocho horas en los Campos Elíseos.

Y entonces desapareció.


A los diez minutos sentí como Ari tiraba de mí obligándome a mirarla a los ojos.
_Vamos a mi casa.
_ ¿A tu casa? ¿A casa de tu padre? ¿A qué?
Estaba realmente asombrado, no sabía qué hacer ni qué decir. ¿Lo había asumido así sin más? ¿Era tan sumamente sencillo?
_Tengo que hacer la maleta_ dijo sonriendo_. Yo no soy un ángel como tú y necesito un avión para ir a París.

Y aún sorprendido me dejé llevar por ella hasta la casa que compartía con su padre.



FIN DE LA SEGUNDA PARTE

6 comentarios:

  1. woo....ahora si que me dejas totalmente deseando leer más¡¡¡¡

    anaid* en serio maravillosa la historia....eres tremenda escrbiendo y me alegro haberte conocido por este mundo bloguero¡¡

    un abrazooo mi querida amiga.

    ResponderEliminar
  2. que tensión... dios, menuda historia, cada vez es más interesante, tengo muchas ganas de seguirla leyendo
    Besos
    Dw

    ResponderEliminar
  3. Uuuuu, qué emoción! Se me hacen cortísimos los capítulos incluso aunque sean más largos que este. La historia está genial. Menos mal que actualizas rápido, sino me moriría... xDD
    Un besitoo ^^

    ResponderEliminar
  4. oh! que chulo, cortito pero intenso, tengo ganas de saber que pasa en paris con kevin y chris, y que hace ella para arreglar las cosas :)

    que pena que sea tan cortita la historia :(

    ResponderEliminar
  5. Leyendo los capítulos once y doce veo que tienes buena pluma e imaginación. Muy agradable la lectura. Te felicito.

    ResponderEliminar
  6. Uoooooo!
    ¡A París, a París!
    Me encanta Francia (y eso que nunca he estado xD), de modo que ya tengo otro motivo más para adorar esta historia (si hago una lista me canso antes de la mitad, empezando por los personajes, siguiendo por el argumento y finalizando con la fantástica autora).
    Continúa pronto, querida Princesa, que ya echo de menos tus palabras.
    Un beso enorme
    El Caballero de la Estilográfica

    ResponderEliminar